Introducción a la guía de implementación

15 pasos  |  Aproximadamente 1 semana

Project-Move-Large-Scale-Data-to-the-Cloud-with-Snowball
architectural-diagram
aws-projects_arch_petabyte-scale-data

Cuando planifique el traslado de datos a la nube como parte de la migración de aplicaciones o el cierre de un centro de datos, enfrentará los límites estrictos en la transferencia de datos. Cuando la velocidad de su servicio de Internet no sea suficiente para mantener el ritmo del plan de migración de datos, es momento de considerar el uso de AWS Snowball. El dispositivo Snowball le permite transferir archivos, lagos de datos y cualquier otro dato que tenga a una velocidad mayor que la de Internet directamente hacia los buckets de Amazon S3. Desde Amazon S3, los datos se pueden archivar en Glacier o analizarse con otros servicios, como Amazon Redshift o EMR. Esta guía de implementación lo ayudará a empezar a utilizar el proceso rápido, simple y seguro de AWS Snowball para migrar grandes volúmenes de datos a AWS.

Lo que logrará:

Creará un trabajo de importación de datos con la consola de AWS. A continuación, AWS preparará y enviará un dispositivo Snowball a la dirección que usted especificó.

Transferirá sus datos al dispositivo Snowball con el cliente. A continuación, envíe el Snowball de regreso a AWS. La etiqueta E-Ink integrada al Snowball facilita esta tarea mediante la actualización automática con la dirección de retorno. No hay necesidad de empaquetado, ya que el Snowball funciona como su propio contenedor de envío.

Logrará importar sus datos a la nube de manera segura y almacenarlos en Amazon S3. Cuando recibamos el Snowball que usted nos envía, importaremos los datos a los buckets de Amazon S3. Una vez que se haya completado la importación, se borra el contenido del dispositivo a fin de protegerlo según los estándares para el saneamiento de contenido multimedia de NIST.

Lo que necesitará antes de comenzar:

Grandes volúmenes de datos: Snowball está diseñado para transferencias de datos a gran escala. Para que el proceso sea rentable, recomendamos utilizar Snowball si tiene al menos 12 TB de datos para transferir a la nube.

Una cuenta de AWS: necesitará una cuenta de AWS para comenzar a aprovisionar buckets de Amazon S3 a fin de almacenar los datos y solicitar un dispositivo Snowball. Regístrese en AWS.

Un usuario de AWS IAM: configure un usuario en AWS Identity and Access Management (IAM) para acceder a Snowball. Consulte Crear un usuario de IAM para obtener más información. 

Nivel de conocimiento de TI: es necesario contar con un nivel de conocimiento básico sobre tecnologías de almacenamiento y redes, además de conocimiento en la interfaz de línea de comandos de Linux, Mac o Windows.

Experiencia en AWS: no es necesario contar con experiencia previa en AWS para utilizar esta guía.

Cálculo de costos mensuales:

El costo total de transferir datos a AWS dependerá del volumen. Se aplica un cargo por el servicio de 250 USD por el dispositivo y un recargo por excedente de 15 USD/día si lo retiene durante más de 10 días. Las transferencias de datos a Amazon S3 son gratuitas. Los cargos de envío dependen de su ubicación geográfica y de la empresa de transporte.

Para ver un desglose de los servicios utilizados y los costos asociados, consulte Servicios utilizados y costos.

Introducción de la guía de implementación

Recurra a expertos y herramientas líderes del sector que pueden ayudarlo a migrar grandes volúmenes de datos a buckets de Amazon S3 a una velocidad superior a la de Internet.

¿Necesita más recursos para comenzar con AWS? Visite el Centro de recursos introductorios para obtener más información.