Anhanguera se fundó en 1973 y es una de las universidades más grandes de Brasil y del mundo. Ofrece más de 500 000 cursos de grado y posgrado. La universidad tiene más de 70 campus en todo Brasil y cientos de oficinas que brindan aprendizaje a distancia. La Universidad de Anhanguera cuenta con más de 10 000 profesores y más de 6 000 empleados administrativos.

Anhanguera es uno de los usuarios de Moodle más grandes del mundo. Moodle es una plataforma eLearning que permite a los alumnos y profesores trabajar de manera colaborativa online. Moodle está disponible para todos los alumnos y tiene millones de visitas por semana, ya que los alumnos, profesores y administradores usan la plataforma. El departamento de TI de la universidad desarrolló un amplio centro de datos para administrar el volumen de usuarios y de los contenidos. Sin embargo, la universidad continuó creciendo rápidamente y se volvió muy difícil para TI proveer Moodle y otras aplicaciones de manera confiable. Anhanguera buscó una alternativa más confiable y flexible con la capacidad de crecer.

Anhanguera decidió trabajar con Dedalus, un importante miembro consultor de la Red de socios de Amazon (APN), para crear un entorno en la nube usando Amazon Web Services para obtener una mayor fiabilidad y escalabilidad. Después de aprovisionar a Amazon Virtual Private Cloud (Amazon VPC) para crear un entorno cerrado dentro de la nube de AWS, Anhanguera y Dedalus migraron Moodle y otras aplicaciones a AWS. La universidad usa Amazon DynamoDB para obtener una recepción rápida del contenido de e-learning en cualquier nivel de tráfico. Amazon Relational Database Service (Amazon RDS) con Multi-AZ ofrece la capacidad de recuperación de fallas, mejorando la fiabilidad de Moodle y otras aplicaciones. La Figura 1 muestra cómo Anhanguera usa las soluciones de AWS en su entorno.

arch-anganguera

Figura 1: arquitectura de Anhanguera en AWS

La organización de TI de Anhanguera encontró el entorno de AWS bastante diferente a la infraestructura on-premise, y dedicó tiempo a la adaptación de las aplicaciones, el sistema operativo y otros componentes de software. “Es importante prestar atención a la implementación y actualización de las aplicaciones, ya que es fundamental el proceso diario”, explica Felipe Brandão, gerente web de TI. Dedalus continúa administrando el entorno de la universidad.

Anhanguera reconoce a AWS el trabajo de integración de Dedalus por mejorar la fiabilidad de Moodle y de otras aplicaciones críticas. La universidad planea usar Amazon Glacier para un almacenamiento a largo plazo y hacer un mejor uso de DynamoDB para el desarrollo y desempeño de las aplicaciones. Además, la universidad está considerando usar Amazon CloudFront y otras soluciones de AWS en los próximos dos años.

Anhanguera vio una importante reducción de costes en comparación con la situación anterior on-premise. “Teniendo en cuenta la situación anterior, notamos que AWS es mucho más económico que la plataforma de alojamiento que solíamos tener”, afirma Brandão. “Las cifras exactas son confidenciales, pero podemos decir que tuvimos una importante reducción de costes. Desde que trabajamos con AWS y Dedalus, llevamos nuestros gastos de capital a cero. Además de eso, AWS nos hace sentir más seguros que nunca”, agrega. “Los cambios que trajo AWS a Anhanguera han aumentado la confianza de los usuarios finales que confían en nuestras aplicaciones”.

Para obtener más información acerca de cómo AWS puede ayudar a instituciones educativas con soluciones en la nube, visite nuestra página de información educativa: http://aws.amazon.com/education/.

Para obtener más información acerca de cómo Dedalus puede ayudar a su empresa a usar la nube de AWS, consulte el listado de Dedalus en el directorio de socios de AWS.