Red global

El rendimiento es un factor clave en el diseño de la infraestructura global de AWS. AWS tiene el espacio de infraestructura global más grande de todos los proveedores de la nube, y este espacio se está expandiendo continuamente para ayudar a los clientes a ofrecer mejores experiencias a los usuarios finales, expandir rápidamente las operaciones a prácticamente cualquier región o país y cumplir con los requisitos de soberanía y localidad de datos. Si una empresa quiere prestar servicios a sus clientes en Europa, el cliente debería poder elegir entre una amplia opción de regiones o centros de datos en Europa, como París, Londres, Fráncfort o Dublín, para ofrecer la mejor experiencia posible al cliente.

Infraestructura global

Todos los centros de datos, AZ y la región de AWS están interconectados a través de una infraestructura de red global privada especialmente diseñada, altamente disponible y de baja latencia. La red se basa en una red de fibra metropolitana de 100 GbE paralela global y totalmente redundante que se conecta mediante cables transoceánicos a través de los océanos Atlántico, Pacífico e Índico, así como del Mar Mediterráneo, el Mar Rojo y los mares del sur de China.

Global-Infrastructure-Map_Networks_1

Beneficios

Alto rendimiento

Las zonas de disponibilidad permiten que los clientes operen bases de datos y aplicaciones de producción con un nivel de disponibilidad, tolerancia a errores y escalabilidad mayor que el que ofrecería un centro de datos único. AWS mantiene 69 zonas de disponibilidad en todo el mundo y continuamos agregando más a una gran velocidad. Cada zona de disponibilidad puede ser un centro de datos múltiple y, a escala completa, cientos de miles de servidores. Son particiones totalmente aisladas de la infraestructura global de AWS. Con su propia infraestructura de energía, las AZ están físicamente separadas por una distancia significativa, muchos kilómetros, desde cualquier otra AZ.

Presencia global y flexible

Todas las AZ están interconectadas con redes de alto ancho de banda y baja latencia, a través de una fibra metropolitana dedicada totalmente redundante que proporciona una red de alto rendimiento y baja latencia entre las AZ. Las zonas de disponibilidad de AWS también son herramientas poderosas para ayudar a desarrollar aplicaciones de alta disponibilidad. Las AZ hacen que el particionamiento de aplicaciones sean tan fáciles como sea posible. Si una aplicación se divide en las AZ, las empresas están mejor aisladas y protegidas de problemas como rayos, tornados, terremotos y más.